Mayo

amarga-pesadilla

amarga-pesadilla

Deliverance, Estados Unidos, 1972, 110 min.

D: John Boorman. G: James Dickey, basado en su novela homónima. F en C: Vimos Zsigmond. M: Eric Weissberg. E: Tom Priestley. Con: John Voight (Ed), Burt Reynolds (Lewis), Ned Beatty (Bobby), Ronny Cox (Drew), Billy Redden (Lonnie), Bill McKinney (hombre de la montaña), Herbert Coward (hombre chimuelo), James Dickey (alguacil). CP: Warner Bros. Pictures. Prod: John Boorman y Charles Orme [sin crédito en pantalla].

Cuatro hombres de ciudad se lanzan a una aventura en canoa por un río de los bosques estadounidenses, antes de que desaparezca a causa de la inminente construcción de una presa. Sin embargo, lo que iba a ser un viaje de placer se tornará en pesadilla cuando unos inadaptados lugareños les pongan las cosas difíciles. En Amarga pesadilla, el director John Boorman especula con el encuentro entre la ciudad y el campo, la civilización y la naturaleza, a través de un relato que hace de la violencia una especie de justicia poética. Memorables resultaron las escenas de un duelo musical entre un banjo y una guitarra, y el aterrador ataque sexual a uno de los viajeros.

 

la-reina-del-hampa

la-reina-del-hampa

Casque d’Or, Francia, 1952, 89 min.

D: Jacques Becker. G: Jacques Becker y Jacques Companéez. F en B y N: Robert Lefebvre. M: Georges Van Parys. E: Marguerite Renoir. Con: Simone Signoret (Marie Casque d’Or), Serge Reggiani (Georges Manda), Claude Dauphin (Félix Leca), Raymond Bussières (Raymond), Odette Barencey (madre de Eugenio), Loleh Bellon (Léonie Danard), Daniel Mendaille (el dueño de la taberna), Dominique Davray (Julie).  CP: Robert et Raymond Hakim. Prod: Speva / Paris-Film.

Considerada como la obra más importante de Jacques Becker, esta obra maestra del cine romántico evoca la figura de la llamada demi monde durante la Belle Époque parisina, una mujer con un estilo de vida hedonista pero moralmente cuestionable para los estándares de la época. Ubicada a principios de siglo XX y filmada con una gran intensidad visual en combinación con breves diálogos, la película narra la historia de Marie, la novia de un gánster, quien se enamora del criminal reformado Manda. La pasión entre ambos, representada con conmovedoras actuaciones de Simone Signoret y Serge Reggiani, incita a una rivalidad en los bajos mundos del hampa que llevará inevitablemente a la traición y la tragedia.

 

pacto-de-sangre

pacto-de-sangre

Double Indemnity, Estados Unidos, 1944, 107 min.

D: Billy Wilder. G: Raymond Chandler y Billy Wilder, basados en la novela homónima de James M. Cain. F en B/N: John F. Seitz. M: Miklós Rózsa. E: Doane Harrison. Con: Fred MacMurray (Walter Neff), Barbara Stanwyck (Phyllis Dietrichson), Edward G. Robinson (Barton Keyes), Porter Hall (Jackson), Jean Heather (Lola Dietrichson), Tom Powers (señor Dietrichson), Byron Barr (Nino Zachetti), Richard Gaines (Edward S. Norton). CP: Paramount Pictures. Prod: Joseph Sistrom.

El erotismo y el crimen nunca habían estado tan vinculados como en esta joya del cine negro dirigida por Billy Wilder. En ella, un agente de seguros conoce a la seductora esposa de uno de sus clientes, quien lo persuadirá de planear el asesinato de su marido y así cobrar la póliza contra accidentes. Sin embargo, todo se complicará para la pareja cuando entre en acción un investigador de la compañía de seguros. Pacto de sangre destacó principalmente por sus diálogos afilados, por su fotografía en claroscuros que envuelve la obra en un tono brumoso de pesadilla y por la interpretación de Barbara Stanwyck como una de las femme fatales más peligrosas en la historia del film noir.

 

cero-en-conducta

zero

Zéro de conduite, Francia, 1933, 44 min.

D, G y E: Jean Vigo. F en B/N: Boris Kaufman. M: Maurice Jaubert. Con: Jean Dasté (vigilante Huguet), Robert le Flon (vigilante Pète-Sec), Du Verron (vigilante principal Bec-de-Gaz), Delphin (director del colegio), Léon Larive (profesor), Gilbert Pruchon (Colin), Louis Lefebvre (Caussat). CP: Argui-Film, Franfilmdis – Comptoir Français de Distribution de Films. Prod: Jean Vigo y Jacques-Louis Nounez.

Después del regreso a clases, un grupo de estudiantes provoca una revuelta contra las autoridades del riguroso internado al que asisten, el cual es conducido por profesores ineptos y un director autócrata. Basado en las experiencias de su tumultuosa infancia en distintos colegios, Jean Vigo plasmó en su segundo largometraje un mordaz planteamiento sobre la subversión y una crítica a los aparatos de control de la sociedad, todo en torno a una estética que recupera el carácter insurrecto del surrealismo. Su explosiva carga revolucionaria provocó que en agosto de 1933 su exhibición fuera impedida en Francia por considerarse un filme «antifrancés»; la prohibición se levantó en 1945, lo que permitió el redescubrimiento de esta cinta considerada de culto.